NOTA: Aunque recibiré con los brazos abiertos a cualquier nuevo visitante, especialmente en lo que concierne a los proyectos de Vaho de la Bruma, nótese que este blog permanece enterrado desde Julio de 2013, tras un año de deterioro progresivo y otro de notable silencio (cf. Recapitulación). El Fénix que de estas cenizas quizá nacerá, en Scribd, si es el caso, lo hará.
Derechos: la imagen de cabecera pertenece a Platinum FMD, mientras que la del fondo es de ¿Eric Sin (Depthcore)?

martes, 28 de junio de 2011

Sobre la bruma...


I: títere
Padre, hermano e hijo... pueblo entero se mi oyente; quiero hablarte sobre la bruma: es un fenómeno terrible y extraño que lo envuelve todo con su volátil y plástica esencia. Se adapta perfectamente a cada situación y se amolda a todos tus movimientos como si fuera tu propia sombra. Cada gesto y palabra son imitados con una calidad que los hace indiferenciables, idénticos a ti. Te responde instantánea y fielmente, complementando y completándote en el todo, absorbiendote por completo entre sus cambiantes configuraciones y confundiendo los limites de tu espíritu, prolongándolo en el infinito. No te fíes; ella cegara tu provenir.

Inmerso en esa banalidad del todo, y a su vez de la nada, querrás hallarte...pero tus ojos, como desasidos del cuerpo, no se encontraran con él, sino con esa espesa bruma que lo nubla todo. Inmerso, digo y reitero sin cansancio, en la pluralidad ilimitada de formas y texturas, confrontadas, propiciada por esa niebla incierta que desemboca en lo absurdo y contradictorio y que resulta sofocante y angustiante por lo abrumador de su redundancia y opulencia de configuraciones, únicas e inclasificables, pronostico que, frustrado, probablemente probaras de negarla y anegarla con tu ira, de destruirla...mas sera vano. Cada golpe que des en falso a esa informe estructura no hará más que agotarte y anularte; asfixiarte con su estrecha envoltura.

Entonces, suplicante, vendrás a mi del mismo modo que a él. Vagaras sin rumbo en busca de una respuesta y preguntaras a todos a los que encuentres que debes hacer: en mi, jamas encontraras respuesta; ellos, tal vez placebos te concedan. Pero sus efectos, no serán eternos como los de mis silenciosos remedios. Y te veras obligado a retomar tu búsqueda, exasperado.

Y mientras tanto te consumes entre ese quimérico vaho de dudas, enajenado por el respirar de esa densa bruma: ella se espesara más y más con tu andar eterno. Saber deberías ya que inútiles son tus pasos, que se alejan más y más de la cordura sana y no de aquella que te guía y te adentra en las primitivas y umbrosas cuevas de la desesperanza y la angustia, el desconsuelo y el martirio, y su final resignación.

Ajeno al terreno que tus azarosos y toscos pies pisan, no puedes sino tropezar continuamente en la perenne noche mientras buscas desesperadamente el fulgor invisible de la luna resplandeciente que ha de marcar tus metas y que se esconde tras la bruma, del mismo modo que el suelo que te sostiene e ignoras... y que ni tan siquiera osas palpar y besar, conquistar, pese a ser más próximo.

Condenado seas, mentecato, a padecer esa merecida tortura sino te conciencias con tu situación. Condenado seas a vagar en la búsqueda de la imagen peregrina que, próximo a contemplar, desaparece, que ni tan si quiera esa suerte de visión de Tántalo tienes. Condenado seas a vagar entre quimeras y sinsabores de insatisfacción, ajeno a tu porvenir y gobernado por lo ajeno (el azar y la necesidad*), mientras al menos Sísifo es dueño de su destino, que conoce de antemano, y que goza de la satisfacción de haber vuelto a lograr la cima en cada retorno de su eterno periplo, de saberse ganador y digno de respirar y descansar aliviado en su bajada, de esbozar una sonrisa al contemplar, consciente, su absurdo, que no es más que el de todos... materializado. Condenado seas, digo, a sufrir el desamparo del sin saber, de ignorar cuando estas curado o herido y cuando puedes cesar o no tu delirio; oh, dichosa la suerte de Prometeo, que lo ve. Condenado seas, digo y reitero sin cansancio...

***

Eso es, pueblo, lo que debéis saber. Actuad como mejor creáis, ante este tormento, títeres sin titiritero (no sino creado por vosotros si así lo habéis querido). Y que la vehemencia de la demencia os ampare.

II:titiritero
Oh, sí, esclavo; si quieres saber lo que se haya sobre la bruma, no has de elevar tus ojos y permitir caer en un pozo a los pies que deambulan inconscientes, oh,no... ¡Arrodillate! Arrodillate no queriendo negar tu condición, ante el gran suelo que te ampara. Palpalo y dejate guiar por él, por tus sentidos e instintos más primitivos.

Antes de que te des cuenta, rodearan tus dedos el perímetro de un circulo perfecto y hallaras ante tus descompuestos ojos un profundo vacío sin brumas en el que observarte en su fondo: es un pozo certero en esta tierra que se ha de evitar. Huye de él y su engaño como de la muerte que tanto se le parece así como de las cavernas enajenantes que se esconden y se amparan de las alturas. Tu lugar, futuro ser libre, no es el subsuelo seguro del intelectual, no es el búnker de la razón ni del dogma, sino en el riesgoso cielo desde el que mirar con satisfacción tu ascenso y el errático movimiento de los ajenos. No te alces: gateando trascenderás.

Tu ascensión, por seguro, sera ardua; pero no decaigas: aferrate a tu voluntad, persiste, y transgrede sin temor aquellos que quieran privarte de ella. Solo así alcanzaras la cima de tu plenitud. Y una vez allí, vuela, áurea águila , sobre la bruma y las cumbres nevadas, y se libre de crearlas: no hay sol que pueda quemar tus alas. Solo tu puedes; no lo hagas.

***

Eso es, Sekioz, lo que te paso. Y nadie más que tú, titiritero sin títeres, debe saberlo. De otro modo, te privarían de tu libertad los hilos que te atarían los títeres perdidos.

Fdo.: Sekioz.


NOTA
Primera parte: descripción del choque traumático del escepticismo (cinco fases). Sobre=a propósito.
Segunda parte: descripción de su superación. Sobre=por encima.
Relato inaugural del nuevo titulo del blog, “sobre la bruma...”

*dilema de Democrito: "Todo lo que existe en el universo es fruto del azar y de la necesidad"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El pudor es un estigma social: descuartizame, y mis manos resquebrajadas te aplaudirn.